La fábrica Demarty cierra y le niega el salario a sus empleados

Imagen de Radio Cuyum

Desde Radio Comunitaria Cuyum conversamos con Viviana Martinez, ex secretaria de la fábrica Demarty, quien nos cuenta sobre la situación que viven los empleados con el cierre de la fábrica, aún no han cobrado salarios desde el mes de enero. Podés escuchar la entrevista a continuación.

Comunicado de prensa de los y las trabajadoras de la fábrica de Demarty

Conferencia de prensa
Día: Miércoles 14 de octubre
Hora: 12hs.
Lugar: Fábrica Demarty (Fray Mamerto Esquiú 241 - Cdad.)
Contacto de prensa: Viviana (2615-018846)

Los y las trabajadoras de Demarty queremos exponer la difícil situación en que nos encontramos debido a que no cobramos nuestros salarios y otras deudas desde el mes de enero y ahora se nos ha negado la posibilidad de continuar con nuestro trabajo.

Si bien la situación laboral siempre fue compleja debido a las malas condiciones de trabajo, los sistemáticos maltratos por parte del dueño hacia nosotros y las deudas adquiridas por el mismo tanto a proveedores como a las obligaciones fiscales que le correspondían; siempre fuimos los trabajadores quienes sostuvimos esa fábrica y la producción. Pese a la constante falta de insumos, logramos darnos las estrategias para que no faltaran los productos y así poder seguir trabajando.

Con toda esta complejidad y dificultad hemos trabajado durante años, con sueldos atrasados, sin aportes a obra social, ART y jubilación, sin el cobro de vacaciones, elementos de trabajo, etc.

Ha sido un gran desgaste psicológico y corporal que implica lidiar con esto casi de manera diaria, ver la negación de nuestros derechos y hacer malabares para llegar a fin de mes.

La situación que manifestamos llegó a su punto más complejo cuando en el mes de agosto el dueño de la empresa Roberto Marty fallece, dejando a una fábrica con deudas millonarias, en concurso hace más de siete años y a siete trabajadores a la deriva y suerte de sus herederos: su esposa María Luisa Enrich y sus cinco hijos: Graciela , Marina, Carolina, Marcela y Roberto Marty quienes quieren finalizar la relación laboral sin asumir las deudas y las responsabilidades ante los despidos que nunca fueron formalizados ante nosotros.

Hemos manifestado nuestra necesidad de continuar trabajando, hemos sido nosotros los que hemos llevado propuestas convenientes incluso para ellos y no han querido recibirnos ni hablar con nosotros.

La actitud sigue siendo la misma de negación e incumplimientos hacia nosotros. Sabemos que atrás de esto hay una gran especulación inmobiliaria respecto a la fábrica en dónde la lógica sería la misma: hacerse más ricos ellos  a costa nuestra.

¡No al cierre de la fábrica! ¡Queremos seguir trabajando!
¡Basta de indiferencia mientras siete familias estamos viendo cómo vivir por lo que ustedes nos han quitado!
¡Gracias a los trabajadores y organizaciones que nos están  acompañando y solidarizándose con nosotros!